El obispo y la delegación cordobesa con Nina Shea, directora del Centro de Libertad Religiosa del Instituto Hudson. Foto: Diócesis de Córdoba