Una imagen de la comunidad de 2015. Foto: Carmelitas Descalzas de Ronda