Luis Gutiérrez, con varios niños del Hogar de la Asunción, en Guatemala. Foto: Archivo personal de Vicente Pecharromán